Anuncios

Los Pulitzer se animaron a premiar el periodismo

Los Pulitzer han decidido premiar en esta ocasión a The New York Times The New Yorker tras haber destapado los abusos ocurridos en Harver Weinstein, el entorno de Donald Trump y su injerencia dentro de las pasadas elecciones presidenciales con un nutritivo periodismo de investigación.

Dicha distinción profundiza muchísimo más la Grieta que cada vez se encumbra más entre el oficialismo estadounidense y el ya mencionado periodismo de investigación.

TNYT y TNY se llevaron el honorable palmar por el servicio público, la categoría más importante por sobre las demás. Ello como trabajo de sacar a la luz los cientos de abusos ocurridos por parte del productor hollywoodense. Lo cual provocó el movimiento contra la cultura de excesos por parte de hombres poderosos en muchos sectores de la sociedad.

En cuanto a los galardones no periodísticos, una de las sorpresas fue que el rapero Kendrick Lamar ganara el premio de música por su álbum DAMN, del que el jurado destacó cómo captura la “complejidad” de la vida de la población negra en EE UU. Es la primera vez que un cantante de música clásica o jazz no se lleva el galardón. En los premios literarios, Andrew Sean Greer ganó el de ficción por su libro Less y James Forman Jr el de no ficción por Locking Up Our Own: Crime and Punishment in Black America. Martyna Majok se llevó el de teatro por la obra Cost of Living.